December 23, 2019

December 19, 2019

December 16, 2019

December 6, 2019

December 3, 2019

December 2, 2019

November 26, 2019

November 25, 2019

November 12, 2019

Please reload

Recent Posts

DIGA NO AL KARMA

January 4, 2019

1/9
Please reload

Featured Posts

COMPULSION EN LAS REDES SOCIALES

October 1, 2019

Buenos días estimados hermanos/as, bendiciones en el nombre del Señor.

 

El fenómeno de las redes sociales a dejado al descubierto muchas actitudes compulsivas en la gente que hace uso de ellas. Muchos estiman que son las mismas redes las que han ocasionado esta tendencia, pero no, en realidad, la compulsividad de la gente estaba presente y las redes son una vía de expresión de esta conducta. La compulsión es el deseo vehemente de querer hacer partícipes a todos de nuestras vidas privadas. Lo que muchos no se preguntan es si los demás tienen algún interés en ello; francamente, no les interesa. La respuesta típica a esto, “para que me mira entonces”. Lógicamente, es una refutación efectiva para esconder el hábito compulsivo de querer mostrar a todo el mundo lo que hacemos en nuestras vidas.

 

Los cristianos usan a menudo las redes con el fin de mostrar al mundo cuán consagrados o espirituales son. O sea, no es testimonio de Cristo sino, testimonio personal. Muchas veces se trata de una auto elevación que esconde que, a veces, no se está siendo obediente en muchas áreas de la vida, para apagar la conciencia de culpa y, además, dicho sea de paso, de acallar cualquier tipo de censura; de otros que apunten los errores y falta de consagración de su parte. Es decir, es un mecanismo de decir a otros, “ya vez, soy mejor que tú en esto”. Es por eso que, hay cristianos que hacen alardes de sus actos de bondad, su intervención en algún programa de la iglesia o colaboración, donativos, incluso, cuando se trata de la predicación mismo, pues, no falta quienes suben sus enseñanzas a las redes, no con el fin de enseñar a otros, sino para hacer una propaganda de sí mismos, de cuán consagrados son.

 

Es difícil encontrar el sinceramiento de esto en el pueblo de Cristo actualmente. Nos hemos ido acostumbrando a buscar argumentos que pongan en oculto nuestras debilidades compulsivas. Pero, aunque se pueda hacer con las otras personas, jamás podremos escondernos de Dios. Me gustan las palabras de Pablo a los Filipenses, capítulo 2:3-4, cuando decía, “Nada hagáis por contienda o por vanagloria, antes bien con humildad, estimando cada uno a los demás como superiores a él mismo; no mirando cada uno por lo suyo propio, sino cada cual también por lo de los otros” Si tomamos en cuenta cómo se expresa o se muestra la gente hoy, notaremos que, en muchos aspectos, vamos a contramano de lo que dice Pablo, pues, hacemos las cosas por vanagloria, carencia de humildad y estimándonos superiores espiritualmente a los demás. Más bien miramos por lo propio que, lo de los demás. En fin, confesamos a través de las redes sociales nuestra actitud compulsiva. Dejemos un poco de hacernos auto propaganda y tratemos de hacer propaganda de Cristo que, en definitiva, es la vocación a la que fuimos llamados. Considérelo.

 

El Pastor

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Follow Us
Please reload

Search By Tags
Please reload

Archive
  • Black Facebook Icon
  • Black YouTube Icon

© 2014 / 15 IGLESIA BAUTISTA CASTELLANA ~ TORONTO  /  ALL RIGHTS RESERVED

46 Denison Road East, Toronto, ON   M9N 1B7 

Tel. 416-963-9073       Pastor Edgardo Piesco

  • White YouTube Icon
  • White Facebook Icon